CUIDANDO LA CINTURA

image
Selecciono algunas de las conclusiones de un estudio en el New England Journal of Medicine (amén) (¡y está gratís enterito en el enlace!):
.-El riesgo de muerte prematura fue aproximadamente el doble para los sujetos con una cintura más ancha (más de 120cm en hombres y más de 100cm en mujeres) comparado con sujetos con una cintura más estrecha (menos de 80cm en hombres y de 65cm en mujeres)
.-Cada 5cm de aumento en la circunferencia de la cintura incrementó el riesgo de mortalidad un 17% en hombres y un 13% en mujeres.

Continue reading

¿UNA VIAGRA? MEJOR UNA RAJA DE SANDÍA

image
Parece ser que unos científicos de la Universidad de Texas A&M, encabezados por el Dr. Bhimu Patil, han encontrado compuestos en la composición de la sandía que pueden tener un efecto similar al de la viagra (visto en Medical News Today, no he encontrado el trabajo original), y que incluso podrían aumentar la líbido (es decir, las ganas de darle al asunto). Entre los compuestos que han encontrado en la sandía destaca la citrulina, que parece tener efectos en la relajación de capilares sanguíneos similares a los que tiene la viagra. Su efecto parece cursarse a través de la transformación en arginina, que a su vez dispara los niveles de óxido nítrico en sangre, que relajan la pared de los capilares, siendo este modo de actuación similar al de la viagra. Parece que hay más citrulina en la corteza de la sandía que en la parte roja, que es la que nos comemos; es decir, que para una noche de juerga, se cepilla uno las cáscaras de una sandía de 7-8 Kgr, y (siempre según estos tejanos) la cosa se puede poner dura, dura.
¡Ala, si alguien lo prueba que nos cuente!
El cuadro es un Dibujo para “Atocha” (de Antonio López)

PINO FRANCÉS PARA EL DOLOR MENSTRUAL

image
Unos investigadores japoneses han comprobado que el uso de extractos de corteza de pino francés, comercializado con el nombre de Pycnogenol, reduce sensiblemente esos días dolorosos del ciclo menstrual en mujeres con ese tipo de problemas (dismenorrea, que por lo que dicen no son pocas). De esta manera, las mujeres aquejadas de problemas de dolores menstruales consiguieron reducir significativamente el consumo de medicamentes antiinflamatorios no esteroideos, que pueden tener un variado abanico de efectos secundarios. Está en el Journal of Reproductive Studies. El estudio parece que está bien llevado a cabo, con un número suficiente (en torno a 100) de sujetos (bueno, sujetas). Lo que me mosquea es que desde que sacaron al mercado el extacto de marras, han salido estudios de que es bueno para la salud cardiaca de los diabéticos, la trombosis venosa en viajes (síndrome de la clase turista?), el infarto de miocardio, y sirve hasta de conservador “natural” en la carne.
El cuadro es de Rubens: “Battaglia di Anghiari”

PARA LOS QUE ESTÉN INTENTÁNDOLO

image
Según un artículo publicado en la revista “Reproductive Biology and Endocrinology” (el enlace es provisional; si pincháis dentro de una mes igual ya no funciona) de un grupo de investigación del Departamento de Animal Sciences de la Universidad de Missouri, parece ser que el sexo de los corderos (para los que lo desconozcan, son las crías de las ovejas) está altamente influido por lo que coma la madre un mes antes de la concepción. De tal manera que una dieta enriquecida (en este estudio) en ácidos grasos omega-6, provocaría una mayor posibilidad de que el sexo del cordero sea macho. Por si queréis hacer el experimento en la especie humana y en vuestras propias carnes, ricos en omega-6 son, por ejemplo, el aceite de girasol o de maíz, la nuez, la castaña o la carne de pollo. Pues nada, estaros un mes a pan y agua (sexualmente hablando) y comiendo (gastronómicamente hablando) una dieta altita en calorías y rica en ácidos grasos omega-6. Después os ponéis las botas (sexualmente hablando) y sin métodos anticonceptivos y a ver qué pasa. Para tener un estudio significativo y minimizar otro tipo de efectos, sería bueno que os pusierais de acuerdo para hacerlo a la vez todos los vecinos de un edificio o una manzana (por ejemplo). Es más, para minimizar el efecto del macho, sería bueno que fuese el mismo macho para todas las hembras…. Nada, a ver si los convencéis (¡¡Por la ciencia!!!).
El cuadro es “Los corderos” de Dalí.

SE PRECISAN MUJERES PARA ESTAR ¡UN AÑO! COMIENDO CHOCOLATE

image
Suena bien ¿eh? Pues lo siento, es en Inglaterra, en Norwich, Universidad de East Anglia. Sé de más de una que se animaría a irse para allá. No, no hagas el equipaje todavía, hay que ser diabética pera entrar en el estudio. Lo que van a estudiar estos investigadores es si algunos flavonoides que existen en el cacao disminuyen realmente el riesgo de padecer infartos en mujeres diabéticas (¡Que todavía no lo han estudiado, no os liéis con la onza!) Para llevar a cabo el estudio, un chocolatero belga ha diseñado un chocolate especial rico en flavonoides y (por si fuera poco) soja. Si eres diabética, postmenopaúsica, con menos de 70 años y te gusta el chocolate, es tu oportunidad de apiparte gratis de un exquisito chocolate belga rico en flavonoides. Según el Dr. Ketan Dhatariya, estos compuestos podrían proteger a este tipo de población de riesgo más que la propia medicación que se emplea en la actualidad. Necesitan 150 mujeres. Estas pruebas parecen que se van a llenar de voluntarios catadores, pero nosotros hacemos catas de jamón Ibérico que publicitamos con carteles por toda la Facultad, y a veces tenemos que arrastrar a los alumnos hasta nuestro departamento para conseguir el número mínimo necesario para hacer los análisis.
El cuadro es de Barceló: “Kulu Be Ba Kan”